info@efectodorsal.es

Como entrenar tras el confinamiento

Como entrenar tras el confinamiento

Compartir es vivir!

Vamos a tocar madera, ser positivos y pensar que el próximo fin de semana podremos salir a entrenar, o al menos, salir a despejarnos un poco y quitar el mono… Sabemos que no es una prioridad, pero ya que se permite, tendremos que aprovechar pero siempre con la responsabilidad que ello merece.

Tenemos que pensar que, si finalmente se permite salir a hacer actividad física, somos unos afortunados. Hay gente con negocios que sigue teniendo pérdidas, niños que siguen sin colegio ni ver a sus amigos y personas mayores que no ven a sus familias en sus últimos días…actuemos con responsabilidad y cabeza.

La seguridad es lo primero

Vaya por delante que ante todo tiene que primar la seguridad. Muchos tenemos unas ganas locas de irnos al monte a correr unos kilómetros, pero obviamente eso conlleva un riesgo. Tenemos que ser honestos con nosotros mismos y pensar en sacrificar nuestro deseo un poco y ver si podemos salir a hacer un pequeño rodaje por ciudad para quitar el mono en vez de subir al monte donde puede haber más riesgo de lesión, caída, etc…toda persona que evite un hospital es un paso adelante para el desescalamietno.

Periodo Base

Seamos realistas, es posible que este año no haya pruebas deportivas por el factor aglomeración. Tenemos que aprovechar y trabajar un periodo base como dios manda ya que no hay objetivos a la vista. Muchas veces, o bien hacemos un periodo de Base que es insuficiente o durante éste nos hinchamos a correr carreras (carreras de 10k, medias maratones de fin de año, San Silvestres…etc).

Te puede interesar:  Configurar un Garmin para Running

Ahora tenemos una oportunidad única para para hacer rodajes aeróbicos a ritmos cómodos que nos den una base sólida para cuando toque apretar. Es posible que el calendario se confeccione más adelante de prisa y corriendo, y que el periodo en el que trabajamos ritmos de carrera sea breve y algo impreciso. Cuanto mejor base llevemos, más seguro trabajaremos después.

Fartlek

Una vez los rodajes formen parte del día a día podemos introducir Fartleks. Los fartleks son una buena manera de trabajar esa chispa de velocidad u otras capacidades.

Un fartlek no siempre tiene que implicar trabajo a velocidades muy altas, se puede hacer un cambio de ritmo a ritmos algo más exigentes pero aún en zonas aeróbicas como Tempo o ritmos de 10k donde estamos cerca del umbral anaeróbico. Esto dará variedad a nuestros entrenamientos y sacará un poco de la rutina. La versión más light” del Fartlek podrían ser los CaCos que ya hemos comentado más de una vez.

Trabajo de potencia

Una vez llevemos un tiempo prudencial y hayamos recuperado sensaciones corriendo es buen momento para trabajos de potencia. Éstos podemos llevarlos a cabo trabajando fuerza máxima con trabajo de pesas, escaleras o series en cuesta.

Las series han de ser cortas y en cuestas algo pronunciadas para lograr la máxima intensidad. Obviamente habrá que medir mucho la carga y combinarlo con descansos lo suficientemente largos como para recuperar del todo antes de la siguiente serie.

Tests

Es vital introducir, tras un breve periodo de “quitar óxido” los test suficientes para poder reajustar nuestros ritmos de trabajo. Ésto nos permitirá pasar de entrenar por sensaciones a trabajar por ritmos o frecuencia cardíaca (o vatios) de nuevo.

Te puede interesar:  2 de Mayo como día de vuelta al deporte

Método guiado por un entrenador

Si tras el confinamiento has empezado a hacer deporte de manera esporádica y ahora te pilla el gusanillo, es altamente recomendable que contrates un entrenador. Ésto te va a permitir empezar a entrenar de manera segura, disfrutando del proceso y evitar las lesiones tan típicas de quien empieza a entrenar por su cuenta.

Si necesitas o quieres un entrenador, puedes contactar de manera privada a través de este formulario y estaré encantado de ayudarte: